Qatar 2022 Copa Mundial FIFA - 

Argentina sufrió al inicio pero está en octavos del Mundial

Fue una noche torcida para el astro que no pudo convertir desde los doce pasos pero que terminó celebrando gracias a los jóvenes...

Los cimientos del innovador 974 se mueven como si Doha fuera víctima de un terremoto. Alexis Mac Allister acaba de marcar el gol de la clasificación y los hinchas deliran en la tribuna. Es una marea celeste y blanca que salta al compás de su propia banda sonora, un mismo cuerpo de más de 30 mil personas que se mueve para acá, que se mueve para allá, qué forma la banda más loca que hay. La Albiceleste finalmente cumplió un objetivo que parecía inevitable en la previa pero que se nubló tras el fallido debut ante Arabia Saudí en Lusail: sacó boleto a octavos de final como líder de grupo, instancia en la que enfrentará a una sorprendente Australia que culminó segunda por detrás de Francia en el Grupo C.

La noche parecía torcida para Lionel Messi: el penal que Wojciech Szczsny le atajó a los 38 minutos vaticinaba un capítulo más en la serie de sus frustraciones mundialistas. El 10 redondeó un buen partido, especialmente involucrado en la creación, pero el lunar por la inmejorable oportunidad desperdiciada se hacía cada vez más grande y más pesado con el correr de los minutos.

Pero el combinado de Lionel Scaloni no se desesperó en lo que fue su mejor actuación en Catar 2022 ante un rival demasiado replegado, falto de ideas y de rigor físico para emparejar un trámite que fue absolutamente desfavorable. No hubo equivalencias durante noventa minutos y el elenco de Czeslaw Michniewicz ni siquiera pudo capitalizar el impulso que supone detenerle un disparo desde los once metros al mejor jugador del mundo. Su clasificación terminó siendo un milagro de esos que el fútbol entrega de vez en cuando y ahora irá ante Francia en un desafío que parece una quimera.

Messi siempre estuvo, principalmente en la gestación, pero fueron tres de los últimos integrantes en sumarse a la Scaloneta los que decidieron el guión del juego en favor de la Albiceleste. Lionel Scaloni dio una nueva demostración de carácter y personalidad en la gestión al darle la titularidad a tres jugadores como Alexis Mac Allister, Enzo Fernández y Julián Álvarez que habían sumado pocas actuaciones hasta Catar 2022: antes de la Copa Mundial habían vestido la camiseta en 8, 3 y 12 encuentros respectivamente. El tridente, que se combinó en una fórmula exitosa que selló la clasificación, ocupó los lugares de históricos como el lesionado Giovani Lo Celso, Leandro Paredes y Lautaro Martínez.

Polonia vs Argentina | Grupo C | Copa Mundial de la FIFA Catar 2022™ | HighlightsVídeo resumen del partido entre Polonia y Argentina jugado en el Estadio 974, Doha, el 30 de noviembre de 2022 a las 22:00 (hora local).

La baja de Lo Celso en la previa de la Copa Mundial supuso un desafío mayúsculo para Scaloni. El mediocampista del Villarreal había sido un socio ideal para Messi, capaz de asumir un papel protagónico en la generación de fútbol y desligando al 10 de ser el único responsable. Fallido el intento con Papu Gómez en el debut, Mac Allister redondeó una buena actuación ante México y la rompió ante Polonia. Además del gol que encaminó la clasificación, el mediocampista del Brighton fue una revolución en sí mismo atacando espacios y quebrando líneas de presión. También como director de orquesta, con pases filtrados que encontraron a compañeros de cara al gol.

Enzo Fernández inició por primera vez en una posición que no es la que más le permite lucir sus virtudes. Con un arsenal de recursos que lo convierten en una pieza ideal para el fútbol moderno, ante los polacos le tocó cumplir el rol de volante central. Lo hizo con excelencia porque va sobrado de talento, porque tiene argumentos para convertirse en un futuro no muy lejano en uno de los mejores mediocampistas del planeta, porque es un jugador diferente. Ante un rival que no atacó en noventa minutos, Fernández fue mayormente tercer central y primer eslabón en la salida, pero fue cuando la estructura le brindó mayores libertades que brilló y apareció para darle la estocada final al encuentro con un pase exquisito. El pueblo argentino premió su actuación y se rindió al talento: desde las gradas del 974 bajaron dos ovaciones para la nueva figura nacional.

Julián Álvarez es el tercer mosquetero. Scaloni apostó fuerte en la previa con la salida de Lautaro Martínez, el máximo artillero de su ciclo. El ariete del Manchester City es una bestia ofensiva que detecta a la perfección los espacios libres e interpreta aún mejor cómo atacarlos. Pero también es puro sacrificio y solidaridad para ayudar al colectivo con su despliegue: cuando Polonia esbozaba una salida desde el fondo, Messi se ubicaba como nueve y Julián se recostaba como extremo izquierdo para ejercer una presión que fue prolífica. Con la pelota, automáticamente escalaba como referencia ofensiva mientras el ídolo nacional se tiraba atrás como enganche y lanzador. Su imparable definición fue el premio a su gran presentación.

Después de haber impulsado y afianzado el recambio generacional que Argentina necesitaba, Scaloni va más allá y desplegó una nueva virtud: demostró que no le tiembla el pulso para sentar a pilares de su ciclo si hay otros jugadores de menos historia pero mayor rendimiento. En una noche en la que nada pareció salirle al máximo ídolo argentino, Messi puede dormir tranquilo porque tiene quién lo respalde.

En esta nota: