CONCACAF Futbol - 

Tauro en Liga de Campeones: Empate con sabor a victoria

Análisis táctico del partido entre Motagua y Tauro por Liga Concacaf

Se dice que el 4-4-2 es el esquema favorito de los entrenadores a la hora de proteger las alturas; en primer lugar, porque la gestión de estas se hace fácil al solo ser tres, en segundo, porque consigues cierta capacidad de abarcar todo el ancho del terreno, aunque como todo en fútbol, esta no es una ley universal. Igual para el Tauro de Fran Perlo podría aplicar, porque su equipo ha logrado salir vivo de Tegucigalpa en otro gran ejercicio defensivo.

El Tauro volvió a priorizar cerrar bien por dentro, proteger los carriles centrales y morder de forma agresiva cualquier intento de avance con balón de los hondureños. El partido entonces estaría en las bandas, el lugar donde se podría conquistar el espacio. En ese accionar se pudo ver que, independientemente de cuantas fijaciones usara el Motagua a espaldas de segunda línea, los taurinos no saldrían de la zona central de la cancha si la pelota no se trasladaba hacia algún costado.

2022-09-09.png

Los dirigidos por Hernán Medina quisieron sorprender metiendo a sus pivotes a espaldas de volantes albinegros y a sus extremos, idem. De esta forma tendrían mucha referencia de progresión y acumularían lo suficiente por dentro para, posteriormente, atacar con los laterales como elementos para sorprender por fuera. Pero esto más que dañar, les facilitaba a los panameños defender. Los pivotes del Tauro barrían por su área cualquier intento de ingreso y lo extremos se sumaban a los laterales o a la última línea para evitar que marcadores de punta rivales consiguieran llegar con ventaja. La consecuencia de esto es que ambos equipos se anularon.

Para la ofensiva taurina, el partido fue complicado. Muy poco balón, demasiada dependencia de las transiciones y poco despliegue a la hora de construir el ataque. Una las pocas dinámicas de progresión fue la utilización de lateral de lado débil en llegada más fijación del extremo de ese costado. Valencia y Gutiérrez serian los focos por donde girarían estos tibios intentos con los cuales agredir al rival. Si el equipo lograba construir por derecha y atraer lo suficiente usaría el

costado izquierdo para descongestionar. Omar actuaría como una especie de segunda punta y cargaría el área obligando a su par a cerrarse, otorgando el espacio necesario para las llegadas de Jorge. Pero seria eso y poco más.

2022-09-09 (2).png

Una vez se rebasa el primer tiempo Hernán Medina modifica. Ya su equipo buscaría las bandas con jugadores para ensanchar el campo de forma fija. Mejía y Martínez serian los encargados, y desde ellos, el equipo de Honduras si lograría abrir espacios interiores, y aprovechar esas ventanas por fuera. Lograron hundir y la sensación de peligro sería más latente, hasta incluso, provocar el penalti en una penetración de Mejía superando a su marca.

Al final el Tauro en base a sus centrales, su ímpetu, un poco de fortuna y la capacidad de sobreponerse a momentos de apremio saldría con un empate a cero de una visita complicada. Un empate que sabe a victoria.